El velero con seis tripulantes que surcará el Atlántico Sur para colocar una placa con la leyenda “Las Malvinas son argentinas” en el faro del fin del mundo de la Isla de los Estados zarpó hoy cerca de las 10 desde el puerto de Bahía Blanca.

También arrojarán una ofrenda al mar en el lugar del hundimiento en 1982 del crucero General Belgrano,

La agencia Télam dialogó telefónicamente con Nilo Navas, armador del proyecto y veterano del Belgrano, en el momento en que el velero abandonaba el canal del puerto y ponía proa hacia su primer destino, la Isla de los Estados, donde se colocará una placa reivindicando la soberanía argentina en Malvinas.

“Zarpar fue una sensación muy linda porque nos acompañó toda la comunidad, familiares y veteranos de Malvinas, vecinos y autoridades. Gente sencilla que dejó sus tareas para despedirnos”, comentó Navas.

Según relató, hasta minutos antes de la salida, estuvo recogiendo las distintas ofrendas que la gente le acercaba al muelle.

Además, llevarán una chomba de Prevención Comunitaria municipal que incluye el logo de las Malvinas.

Esos objetos tendrán como destino el más significativo de los puntos que recorrerá el buque y que es el sitio donde fue hundido el crucero General Belgrano durante el conflicto bélico de 1982.

En este lugar se hará un homenaje marinero con el lanzamiento al mar de una caja inviolable, que contiene una serie de documentos significativos del acontecimiento junto a cartas de los familiares de las víctimas.

Previamente, en la Isla de los Estados, en el la parte exterior del faro de San Juan del Salvamento, conocido como el Faro del Fin del Mundo, se fijará una placa recordatoria de la gesta de Malvinas de 1982.

La piedra labrada tendrá su leyenda en dos idiomas y con el siguiente texto: “Las Islas Malvinas son argentinas. Honor y gloria a los que participaron en la guerra contra el Reino Unido en 1982 – Malvinas Islands are Argentine. Honour and glory to those who participated in the war against the United Kingdom in 1982”.

La tripulación

Dotada de experimentados marinos, cuenta también con un integrante de tan sólo 18 años, que cuenta con una participación previa en “navegaciones patagónicas” y que tiene una edad próxima a la de muchos de los conscriptos que dejaron la vida el 2 de mayo de 1982 con el hundimiento del General Belgrano.

El “Galilelo” es un velero oceánico del tipo Navaltec 38, de 11.50 metros de eslora, 3.75 de manga, 1.65 de puntal y 1.70 metros de calado.

La tripulación está conformada por su capitán, Andrés Antonini, y el patrón, Jorge Patoco; el responsable de radarización y comunicaciones, será Facundo Antonini; Mario Monserrat, contramaestre; Matías Miguez, encargado de cubierta y navegante y Nilo Navas, armador del proyecto y logístico.

La Fundación es una institución no gubernamental y sin fines de lucro al servicio de la sociedad y, cuya misión es contribuir al estudio y la conservación del patrimonio cultural, histórico y geográfico de las Islas Malvinas.

Fuente: La Nueva. y Télam